La Cámara federal vota a favor de recortar fondos a "ciudades santuario"

Cámara federal vota a favor de recortar fondos a Por Bloomberg La Cámara de Representantes de Estados Unidos votó a favor de recortar algunos fondos federales para los gobiernos estatales y locales que tienen políticas de "santuario" que impiden que su personal coopere con los funcionarios federales de inmigración.

Aprobada 228-195, la medida es uno de dos proyectos de ley que la cámara baja envió al Senado el jueves y que están diseñados para reforzar la aplicación de las leyes de inmigración y alcanzar un componente clave de la agenda del presidente Donald Trump.
El otro proyecto de ley, aprobado en una votación de 257 a 167, aumentaría los castigos penales para las personas que intentan volver a entrar en EE.UU. después de haber sido deportadas repetidamente o condenadas por ciertos delitos. Esa medida se denomina "Ley de Kate", por Kathryn Steinle, quien fue asesinada en San Francisco en 2015 por un inmigrante indocumentado que anteriormente había sido deportado varias veces.
El presidente de la mayoría en la Cámara de Representantes, Paul Ryan, estuvo acompañado por el Secretario de Seguridad Nacional, John Kelly, quien dijo que cuando las ciudades no hacen cumplir la detención de inmigrantes, los agentes de Inmigración y Control de Aduanas deben buscar delincuentes fuera de las cárceles, "en barrios, negocios y otros lugares públicos".
La propuesta sobre ciudades santuario, H.R. 3003, hará que los gobiernos estatales o locales no puedan acceder a cierta ayuda federal si tienen políticas que obstaculizan su cooperación con los oficiales federales de inmigración o en el cumplimiento de las leyes federales de inmigración. Las jurisdicciones que violan la política perderían el acceso a las subvenciones federales para policías, terrorismo, seguridad nacional, inmigración o encarcelación de inmigrantes indocumentados.
“Dejen de proteger a los criminales”
"Los estadounidenses exigen que estas ’ciudades santuario’ dejen de proteger a los criminales y comiencen a proteger a los residentes respetuosos de la ley del peligro", dijo el fiscal general de EE.UU., Jeff Sessions, el miércoles en un comunicado. Los dos proyectos de ley pondrían fin a los "intentos abusivos de socavar la ley federal", dijo. La administración señaló que el presidente firmaría las propuestas si llegaban a su escritorio.
Los votos de la Cámara de Representantes respaldan la promesa de Trump de frenar la inmigración ilegal. Mientras hacía campaña para presidente, él habló repetidamente sobre crímenes cometidos por inmigrantes indocumentados y prometió terminar con lo que llamó la aplicación laxa de leyes de inmigración.
El jueves en la noche, el gobierno de Trump comenzará a implementar nuevas restricciones de viajes a EE.UU. desde seis países mayormente musulmanes. La Corte Suprema de EE.UU. permitió el lunes que parte de la orden ejecutiva de Trump entrara en efecto, y los jueces escucharán los argumentos sobre la prohibición en su próximo periodo a iniciarse en octubre.
El proyecto de ley de ciudades santuario también ampliaría la autoridad del Departamento de Seguridad Nacional para detener a los inmigrantes durante un proceso de remoción.
La "Ley Kate", H.R. 3004, creará sentencias máximas más altas para personas que vuelven a entrar en EE.UU. después de haber sido condenadas por ciertos delitos o después de haber sido deportadas al menos tres veces. Las sentencias máximas serán de hasta 25 años de prisión, dependiendo de la seriedad del crimen. 

No hay comentarios: